“El 3% de los españoles padece una enfermedad mental, con 20 plazas de Centro de Día no llegamos a cubrir ni la demanda de Elche”

NOELIA AZNAR MARTÍNEZ, Coordinadora de la Asociación de Familiares y Personas con Enfermedad Mental de Elche (ASFEME)

Cuarenta es el número de afortunados en la provincia que realiza el trayecto desde sus hogares hasta Elda o Villena. Con la mochila a hombros, como si de una excursión se tratase, sus usuarios se preparan cada día para efectuar todo tipo de actividades, desde programas de radio hasta talleres de actividad física o expresión artística. Ahora, tras varios años de trámites legales y la continua lucha de la Asociación de Enfermos Mentales de Elche (ASFEME), los primeros veinte nombres de la lista de espera de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas podrán disfrutar de una plaza en el nuevo Centro de Día situado en Elche. Noelia Aznar, portavoz de ASFEME, asegura que aunque el número de plazas es escaso, esperan “ansiosos” la llegada de nuevos pacientes.

noelia-aznar

La portavoz de ASFEME, Noelia Aznar, en su despacho / Noelia Espinosa

La creación de nuevos centros ha sido un recurso muy reivindicado por los usuarios y sus familiares durante los últimos años. Fue en 2012 cuando empezó la construcción de la sede de ASFEME para que posteriormente, en enero de 2013, la asociación pasara a ocupar la parte baja del edificio a la espera de la autorización para su funcionamiento. La coordinadora afirma que, a pesar de entender la situación socioeconómica del país, los grupos políticos no han priorizado la puesta en marcha del establecimiento, que ha mantenido sus 40 plazas de residencia y 20 de día inactivas.

Por consiguiente, los únicos Centros de Día de la provincia que se han mantenido en funcionamiento han sido los situados en Elda y Villena. Las cuarenta plazas de ambos  no dan cabida a la demanda actual existente, que supera el millar de solicitudes. Para Aznar, el problema no reside solo en conseguir una plaza, sino también en conseguir un traslado, ya que muchas personas no están asignadas cerca de sus viviendas. “Los servicios que queremos implantar no han existido aquí nunca, están en ciudades como Valencia o Villena y no todos pueden permitirse el traslado de sus familiares”, recalca la coordinadora.

La intención de ASFEME es ser la gestora del nuevo establecimiento junto con el Ayuntamiento: “Todavía no sabemos cómo se va a llevar a cabo la asignación del personal de recursos humanos, ni si lo va a hacer únicamente la asociación o si se va a llegar a un acuerdo con el equipo de gobierno”, aclara Aznar. Por lo tanto, a pesar de contar con el apoyo de los grupos políticos, deberán esperar al auto de la Conselleria de Igualdad, quien también se encargará de gestionar la lista de espera de los futuros usuarios: “Nosotros tenemos voz y voto al formar parte de la comisión pero no asignaremos plazas, los pacientes llegarán a través de los requisitos y baremos marcados a los solicitantes”, insiste la portavoz.

Durante los cuatro años en los que la asociación ha ocupado la planta baja del Centro de Día ha tenido que establecer unas tarifas para continuar con el funcionamiento de las actividades realizadas con los usuarios. Atención domiciliaria (semanal, quincenal o mensual), talleres de rehabilitación e inserción social o evaluaciones psicosociales son algunas de sus ofertas más demandadas.  Por consiguiente, con la finalidad de mantener estos recursos, la Conselleria de Bienestar Social destinará un total de 315.200 euros de su presupuesto anual. Aznar ha aclarado también que ha sido el Ayuntamiento de Elche quien, desde enero de 2013, se ha encargado de pagar las facturas correspondientes a la luz, agua, limpieza y mantenimiento de extintores.

El último informe elaborado por la Confederación Española de Agrupaciones de Familiares y Enfermos Mentales (FEAFES) ha rescatado varios datos de la OMS que aseguran que una de cada cuatro personas, o lo que es lo mismo, el 25% de la población, sufre un trastorno mental a lo largo de su vida.  En esa línea, destaca también que menos del 25% de los afectados son tratados correctamente en los países occidentales. “La salud mental es una necesidad básica, no es alimentación ni ropa pero es muy importante, lo suficiente para que los políticos se lo marquen como una prioridad”, concluye la coordinadora.

Este año, en búsqueda de reforzar esa necesidad, se ampliará la red de ayuda a personas con dificultades de integración social en la Comunidad Valenciana llegando así a los 14 Centros de Día, 2 Centros Ocupacionales, 28 residencias y 33 viviendas tuteladas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *