La ruta del tapeo

Audio

No hay nada inigualable a un rico bocado junto a familiares y amigos. Tras el éxito que tuvo el año pasado la  ‘l Jornada de Tapas Alperinas’, este año nueve establecimientos de la pequeña localidad han sido los encargados de colocarse el delantal con el objetivo de sorprender dentro de los fogones. Como novedad, se han llevado a cabo durante dos fines de semana consecutivos, del  4 al 6 de diciembre y del 11 al 13 de diciembre.

En esta segunda edición han participado: Restaurante El Cazador; Restaurante La Parrilla; Restaurante El Rincón; Café-Bar Índalo; Bar Sociedad Vieja; Casino de Alpera; Tasca El Moreno; Restaurante Los Arcos y Bar Jubilados “Las Koplo”. Todos ellos han elaborado una tapa artesanal que los han definido a todos y a cada uno por su tipo de cocina.

 

Musaka con filigrana de tomate

Musaka con filigrana de tomate/ Y. Delicado

 

Los locales, abarrotados de gente de todas las edades, los camareros, entrando y saliendo a la cocina a toda velocidad aportaron un toque picante. El buen tiempo y el puente de la Constitución han sido los factores que han hecho que la gente se animase y saliera a la calle a degustar estos manjares.

“Este año ha habido más clientes que en otros anteriores porque se ha hecho más publicidad y ha ido de boca en boca” comenta la camarera de uno de los establecimientos, Isabel Tortosa.

Para poder realizar la ruta fueron necesarios dos elementos: buen humor y un pequeño pasaporte en el cual se iba cuñando a los comensales conforme las probaban, para que al finalizar la cata, votasen por la mejor obra de arte. Para ello, el Ayuntamiento fue el encargado de elaborar y repartir los folletos. En ellos aparecen los distintos bares que participan en la ruta, una casilla para votar al mejor plato elaborado y otra para rellenar los datos personales de los participantes. De los nueve pinchos, sólo uno de ellos será el ganador. Entre aquellas personas que hemos participado en el evento se sorteará una cena en el establecimiento que haya ganado la ruta.

El buen tiempo y el puente de la Constitución han sido los factores que han hecho que la gente se animase y saliera a la calle a degustar las tapas

En cada una de estas posadas recorrimos más aventuras que desventuras, degustando los manjares manchegos de estas tierras de algo más de olla y carnes a la brasa que intentaron hacer exquisiteces para todos los que intentamos hacer este viacrucis.

La primera parada fue en el Restaurante Los Arcos. Este coqueto y sofisticado mesón ha sido el último en incorporarse a la ruta gastronómica. Su ternera con salsa diana acompañada de una patata hervida resultó ser un placer más que una penitencia, ya que fue fácil de ingerir porque estaba en su punto perfecto y hacía honor a su nombre ‘Aberroncho de Ternera’, lo cual resultó un reclamo para todos.

Aberroncho de ternera

Aberroncho de ternera/ Y. Delicado

 

Seguimos caminando hasta el Restaurante El Cazador. Su cocinera preparó un ‘Crostini de Salami’ elaborado con una base de queso, endivia y vinagre de Módena acompañada de una hamburguesa de cordero que el público valoró negativamente.

Nos trasladamos al Restaurante La Parrilla, su ‘Lomo a la naranja amarga’ combinaba el sabor cítrico de la naranja con el toque fuerte de la perdiz. Esta delicia ha creado disparidad de opiniones entre los paladares más expertos.

Enfrente, el Restaurante El Rincón con su tapa conocida como ‘Solomillo al Jerez’, quien  ha querido fusionar la cocina tradicional con la moderna. En esta tierra manchega, el solomillo es una de las piezas más valoradas del cerdo, junto a otros derivados también muy apreciados como el jamón o el lomo. Su elaboración se ha basado en pequeños filetes de solomillo, un  frito de verduras, salsa agridulce acompañado con ‘patatas a lo pobre’ que nos subió la moral.

En el centro del pueblo nos encontramos con Tasca El Moreno. Partiendo de la experiencia del cocinero más longevo de todos los bares, Bernardo, el cocinero, ha querido que este año el público tenga en el paladar un plato con distintos matices internacionales. Su obra, conocida como ‘Musaka con filigrana de tomate’ sorprendió por su toque personal e inesperado.

“Sería beneficioso para los bares que la tapa se quedase durante todo el año, ya que su precio es económico y los sabores están conseguidos” explica David Pérez, visitante de la ruta.

A continuación, degustamos una de las tapas más elaboradas en Las Koplo. El crepe de pollo con manzana, nueces y salsa de yogurt fue una creación que nos resucitó, aunque no menos que el ‘Secreto de Carrillada’ que preparó el Café-Bar Índalo.

Crepe de pollo con manzanas, nueces y salsa yogurt

Crepe de pollo con manzanas, nueces y salsa de yogurt

 

Las últimas paradas fueron en el Casino de Alpera, que optó por una tapa marineraBacalao a la miel’. Un placer que desprendía sabores diferentes debido a la mezcla del salado del pescado con el dulce de la miel. El balacao iba acompañado de ajo, vino dulce, miel, pasas y piñones; condimentos tradicionales como los que también utilizaron en La Sociedad Vieja con su ‘Tapa de la Casa’, una rica mezcla de los sabores de la huerta alperina.

En varios restaurantes no pudieron dar a probar la tapa a los clientes debido a la falta de provisiones

Tanto la tapa de Las Koplo como la de la Tasca El Moreno fueron las dos que mejores críticas recibieron, no sólo por su elaborada presentación sino por la calidad del plato, aunque fue una lástima que no todos los comensales pudieran saborearla.

Todo esto lo fuimos regando con un buen vino tinto y blanco de la Cooperativa de Alpera, lo que nos hizo terminar a todos con un color sonrosado en las mejillas.

El viaje ya ha concluido, ahora solo queda esperar para saber qué tapa ha sido la ganadora.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *