Hilando acciones solidarias

Las donaciones económicas para las personas más necesitadas son imprescindibles hoy en día. Se ofrecen múltiples formas de colaborar pero no todas resultan efectivas. Las organizaciones se echan a la calle para conseguir donativos o establecen un punto de recogida en establecimientos.  Pero a pesar de la buena fe de muchas personas, estas formas de recolectar no transmiten la confianza necesaria.

Ahora surgen nuevas técnicas. La mejor forma para captar la atención de los donantes es hacerles partícipes en algo. Los eventos solidarios tienen mucha fuerza y consiguen reunir grandes cantidades de gente. Sobre todo se logran beneficios cuando se ayuda a organizaciones próximas a la persona.

DSC_0244

La Fashion Palace Kids es un perfecto ejemplo de solidaridad y buen hacer. El pasado 12 de diciembre la historia y la moda se unieron por una causa benéfica en Gandía. El Palau Ducal dels Borja sirvió de escenario para la presentación de la temporada 2016 de moda infantil y de comunión. Las marcas gandienses que salieron a la pasarela fueron Faus atelier, Rubio Kids, Marla, Golosinas comunión y Kiriki.

Antonio Faus, diseñador de la primera marca, subrayó que la pasarela pretendía convertir a Gandia “en un referente de la moda y hacer resurgir este sector en la ciudad”.

La Fashion Palace Kids forma parte de un proyecto que incluye tres eventos dedicados a la moda

La tercera cota del palacio del siglo XlV se preparó para ser algo más que un escenario. En la entrada se encontraban un conjunto de azafatas listas para acomodar a cada asistente en su lugar correspondiente. Largos pasillos llenos de sillas y focos dispuestos a recoger toda  la esencia y los valores del universo infantil.

El comienzo se retrasó unos 10 minutos, lo justo para llenar las habitaciones y crear un ambiente agradable entre los presentes a la vez que expectación respecto al desfile. De repente se abren las enormes e intimidantes puertas y aparecen los modelos más pequeños.

1

Los aplausos inundan los pasillos interrumpidamente coincidiendo con el paso de un nuevo niño; así hasta finalizar la presentación de todas las colecciones. Entre algunas palabras del público se distinguen familiares y conocidos de los protagonistas. Algunos de ellos aseguran que pocas veces en la vida se puede hacer a los hijos partícipes en actividades como ésta y que disfrutan como enanos viéndoles.

Los trajes de comunión transportan la primavera y el mes de mayo. La cuidada selección de complementos y tejidos consigue un acabado único y renueva el estilo tradicional de vestidos de comunión. Los fajines de diferentes tonalidades marcarán tendencia en el 2016.

Además de los trajes de comunión desfilan colecciones de moda infantil que destacan por su naturalidad y movimiento. La línea Rubio Kids juega con bordados y materiales naturales con el objetivo de crear un estilo romántico con recuerdos bohemios. En general se transmite luz y frescura.

2

Al terminar el pase la gente se dispersa por las antiguas y enormes salas, que se vacían con moderación. En el patio del palacio espera un catering del que disfrutarán tanto asistentes, como modelos y organización. Un espacio agradable en el que compartir opiniones y disfrutar de la tarde del sábado en un punto histórico y cultural de Gandía.

DSC_0249

Los coordinadores del evento y responsables de que todo saliese tan bien fueron el Propio Palau Ducal , la marca Faus, Goddess agency y La Colmena. Consiguieron completar el aforo, que era limitado, y por supuesto, lograron recaudar el dinero previsto con la venta de las entradas para destinarlo a una acción social.

Las 200 entradas ofrecidas se vendieron

Las entradas costaban cinco euros y el dinero iba destinado a los niños del Preventorio Infantil de Nuestra Señora del Amparo de Real de Gandía. Es una residencia para niños de entre tres y trece años que por diversos motivos no pueden vivir en casa. Es la seguridad social quien determina los niños que van y el tiempo que deben estar. Allí asisten al colegio y son cuidados por monjas. Poseen unas instalaciones fantásticas que no pueden ser aprovechadas por falta de recursos económicos. Además el aforo no está completo por falta de recursos. Cada ayuda para ellos es importantísima y el pueblo de Gandía lo sabe y ha querido colaborar con ellos.

Como ellos hay muchísimos casos de gente que necesita ayuda y no todos la reciben. Uno de los problemas puede ser la forma de pedir ese auxilio. Es muy importante realizar eventos como este que involucren a la gente o que ofrezcan un mínimo servicio. Para ello hacen falta buenas iniciativas y organizaciones dispuestas a hacer un esfuerzo por un bien común. Con una buena base y una buena campaña de difusión seguro que a la gente no le importa aportar algunos euros; es más, se sentirán bien haciéndolo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *