“Si cae gota fría tenemos pérdidas económicas porque los seguros agrarios no llegan a cubrir al completo los daños”

José Pamies en su campo de cultivo de Albatera

José Pamies en su campo de cultivo de Albatera

José Pamies Miembro de la Unió de Llauradors i Ramaders (AUDIO)

Desde los albores de las diversas civilizaciones, el ser humano ha intentado comprender las relaciones existentes entre el ciclo biológico de los árboles y las plantas, que han sido la base de su alimentación, y las condiciones climáticas que las afectan. Estas preocupaciones siguen vigentes en agricultores como José Pamies (Albatera, 1955), que mira con recelo la llegada del otoño por las probabilidades de gota fría y por las precarias estructuras hidráulicas del litoral mediterráneo que no están preparadas para soportar precipitaciones de fuerte intensidad horaria.

Pregunta. ¿Con la gota fría se resiente mucho el sector agrícola?

Respuesta. En nuestra zona yo diría que es el sector económico que más se perjudica si llegan lluvias torrenciales. Por ejemplo, ahora mismo que estamos a principio de octubre es la época de la recolección de granadas, primero de la variedad valenciana y después de la variedad mollar ilicitana. Si cayera la gota fría podría afectar a un producto de gran valor internacional como la variedad mollar, a la que se la ha concedido la Denominación de Origen Protegida.

Pregunta. ¿Qué cosechas de otoño están en peligro si cae gota fría?

Respuesta. Los cultivos mayoritarios del campo de Elche son los que corren más peligro como el granado o los frutales cítricos. También es una época en la que se empiezan a cultivar las hortalizas de cara al invierno como el brócoli, la coliflor o las alcachofas. Además de estos cultivos, el almendro también tiene riesgo en estas fechas, a pesar de que actualmente ya no es tan mayoritario como hace años. De todas formas, nunca se sabe lo que puede venir ni si estás totalmente preparado, por lo que las pérdidas pueden ser mayores.

P. ¿Tiene la zona del Levante español estructuras preparadas para precipitaciones de fuerte intensidad?

R. La mayoría de las ciudades del litoral mediterráneo no están preparadas para soportar precipitaciones de fuerte intensidad horaria. En concreto en Elche con 30 litros por metros cuadrado que caigan en sólo 15 ó 20 minutos tenemos grandes problemas, ya que los colectores de recogida pluviales no están lo suficientemente dimensionados para grandes precipitaciones. Una de las ciudades que sí está preparada es Alicante porque a partir del 30 de septiembre de 1997, tras una catástrofe pluvial con víctimas mortales, se puso en marcha un plan antirriadas y los colectores se dimensionaron bien. En concreto para Alicante se trajo la tuneladora del metro de Valencia y se hicieron unos colectores por los que pueden pasar camiones; en cambio, en Elche no se están haciendo buenos colectores, ya que sólo tienen 80 ó 90 centímetros de diámetro que serían insuficientes para canalizar una gran cantidad de lluvia.

P. ¿Alguna ley ampara a los agricultores si pierden sus cosechas por la gota fría?

R. Los agricultores sí perciben una ayuda económica del Estado cuando un territorio sufre una inundación de lluvias torrenciales y se declara como zona catastrófica por la cuantía y la envergadura de los daños. Además de eso, existen los seguros agrícolas que cubren los desperfectos en fincas e invernaderos que sufran un colapso de las estructuras y destrucción de la plantación.  No hay que olvidar que vivimos en un territorio de riesgo en el que más tarde o más temprano los efectos climáticos pueden afectar al cultivo, por lo que es muy recomendable asegurar las cosechas.

P. Se percibe una ayuda económica pero, ¿el agricultor recibe realmente una compensación económica que cubra todos los daños?

R. Los seguros agrarios no llegan a cubrir al completo los daños de gota fría, por lo que el año que se produce este fenómeno tenemos pérdidas económicas. Las asociaciones de agricultores hemos solicitado que se abaraten los costes de la contratación de seguros agrarios y se incremente el valor de los productos agrícolas, especialmente en la variedad mollar ilicitana a la que se le ha concedido la Denominación de Origen Protegida. El objetivo es que el agricultor tenga las menores perdidas ante un posible caso de gota fría.

P. ¿A cuánto asciende el precio actual del seguro de granada mollar?

R. El precio actual de la variedad mollar oscila entre un mínimo de 0,24 céntimos/kg y 0,50 céntimos/kg, que está por debajo de los precios recogidos en el Observatorio de Precios de la Generalitat Valenciana. Por este motivo, habría que incrementarlos hasta una cantidad de unos 0,59 euros/kg. Al igual que ocurre con el resto de marcas de calidad, la organización agraria considera que debería existir una diferenciación del precio para el granado incluido en la Denominación de Origen Protegida «Mollar de Elche», que debería tener un precio máximo de aseguramiento de 0,69?/kg.

P. ¿Tiene el campo de Elche relevo generacional de gente joven?

R. La verdad es que cada vez menos. Elche tiene treinta partidas rurales cuya explotación agrícola corre el riesgo de desaparecer por la falta de gente joven que continúen el trabajo de los agricultores de avanzada edad. Casi el 90% del campo ilicitano lo compone gente mayor, por lo que el futuro es realmente negro. Es cierto que en los últimos años hay un aumento notable de jóvenes retornados que no han encontrado trabajo en la industria o en la construcción, pero no nos confundamos, este dato positivo se da en viveros, invernaderos o explotación, pero no en agricultura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *