Soñar a ser emprendedora en un mundo de hombres

Cuando me enteré de que en el Club Información de Alicante se organizaban conferencias para ayudar a las emprendedoras a avanzar con sus sueños profesionales no dude en asistir; y es que en una época en la que en la provincia de Alicante la mitad de los emprendedores son mujeres, es una idea excelente para ayudar a que cada vez más se suban al carro. Nada más llegar al lugar me dí cuenta de que todavía no había mucha gente. Antes de entrar la recepcionista dio a cada asistente una bolsita con pasas y un globo; no entendí para que eran, puesto que si era algo para comer mientras se ve una conferencia resultaba algo inusual. Tras unos cinco minutos de espera en el vestíbulo abrieron las puertas de la sala y el poco público entramos; poco a poco el patio de butacas se llenó de mujeres de mediana edad, algún que otro hombre y una o dos mujeres jóvenes. A la gala asistieron también representantes de las agencias que promovieron la gala y que fueron presentadas más adelante.

María Jesús Bujaldón, fundadora de Alicante Emege fue la encargada de la presentación / J. Zárate

María Jesús Bujaldón, fundadora de Alicante Emerge fue la encargada de la presentación / J. Zárate

La presentación de “Mujeres en busca de un sueño” comenzó algo más tarde de lo que estaba previsto, pero enseguida una de las organizadoras, María Jesús Bujaldón, subió al escenario y dio comienzo a la velada. Bujaldón explicó que la iniciativa surgió “mientras tomábamos un gin-tonic en las terrazas de Alicante” y fue fruto de que las tres organizadoras del evento “compartíamos cosas en común como ser madres o que nos movíamos en un entorno lleno de mujeres”.

La primera ponencia nos fue ofrecida por la estilista alicantina Marisa Caturla que nos contó cómo surgió “Lola busca nueva imagen”, una iniciativa destinada a cambiar de imagen a niños con cáncer o enfermedades raras. Inspira oír como una enfermera de oncología la lleva a crear algo tan bonito, y lo más curioso es que Caturla no se ha detenido para cumplir su sueño; y es que el circulo de empresarias dijo a la estilista algo que todos hemos oído alguna vez en nuestra vida:  “No puedes hacerlo”. Ella, muy testaruda, continuó con su decisión de solicitar la sala grande del Auditorio de la Diputación de Alicante (ADDA) y finalmente lo consiguió. Y claro está que algunos necesitamos algo o alguien que nos apoye, y para Marisa Caturla ese apoyo fue su marido. Así fue como descubrimos que algunos de los hombres que asistieron eran los maridos de las postulantes.

Algo de lo que me di cuenta durante las distintas ponencias fue que las mujeres de éxito nunca han dejado que algo se interponga entre ellas y su meta; es por ello que podemos encontrar ejemplos a lo largo de la historia, como el de Carmen Vidal, fundadora de Germaine de Capuccini. Marina Cerdá, empleada de esta empresa, nos cuenta como la fundadora tomó la inspiración de las mujeres de su Argelia natal para comenzar a fabricar cremas caseras. Aunque se casó y tuvo hijos, su ambición no frenó y decidió estudiar enfermería para aprender a formular, primero en Argelia y después en París. Al volver a España en los 60, abrió un pequeño salón de estética en Alcoy y allí nació su marca, que mezclaba su apodo (Germaine) con el nombre de una modelo muy famosa por aquel entonces (Capucine), creando un aire internacional que gustaba mucho en aquella época. Es increíble que una mujer pudiese hacer realidad sus sueños en una época en la que, por lo menos en España, la sociedad no veía con buenos ojos que una mujer fuera tan independiente.


Marina Cerdá, empleada en Germaine de Capuccini.: “El imperio de Carmen Vidal nació con un simple salón de estética”


Tras un breve descanso, pudimos ver subir al escenario otra de las organizadoras, Marisa Picó, para desvelarnos para que eran las pasas que nos habían dado al principio: “Espero que no os hayáis comido las pasas, porque lo haremos después en una experiencia inolvidable”. La escritora alicantina Paz Castelló fue la siguiente en subir a la palestra; Castelló nos comparó la vida con una jaula de hámster, en la que la monotonía es una rueda en la que estamos atrapados hasta que nos pasa algo extraordinario.


“Somos como hamsters que no paran de dar vueltas en una rueda llamada monotonía” Paz Castelló, escritora.


Lo que le ocurrió a ella fue que se quedó en paro y llegó a una encrucijada en su vida en la que tuvo que decidirse entre dos cosas, decantándose por la escritura. Con su web consiguió que una editorial le prestase atención y le pidiese una novela; Castelló comenta que “tuvo miedo” pero que no se echó para atrás y eso la llevó hasta donde está hoy. Me desanimó un poco oír que tardó unos siete años en conseguir que otra editorial se fijase en ella, pero que ella siguiese adelante me pareció un ejemplo de fuerza de voluntad. Cuando terminó su ponencia, nos desveló en primicia la portada de su próxima novela: “Mi nombre escrito en la puerta de un váter”.

Al final de su ponencia, la escritora Paz Castello desveló la fecha de lanzamiento de su proxima novela

Al final de su ponencia, la escritora Paz Castello desveló la fecha de lanzamiento de su proxima novela / J. Zárate

Al fin llegó el momento que esperábamos en el público: saber para que servían las dichosas pasas. La experiencia que Marisa Picó nos había prometido llegó de la mano de María García, Doctora Europea en Psicología; García nos sumerge en el mundo del mindfulness con una relajante experiencia que nos ayudó a alejar los pensamientos negativos y también a ver cosas tan cotidianas como las pasas de una forma distinta. La última de las ponencias no se expresó en palabras, sino en forma de baile de mano de “Tablao Flamenco”. Algo me marcó en esta gala: aunque todas las protagonistas hayan pasado calamidades para llegar a donde están, ninguna se rindió y por eso nunca dejaré que nadie me diga: “los sueños, sueños son”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *